23 de mayo de 2016

Molletes



Hoy mi cocina huele a "pan del güeno". Así que si quieres, pasa y siéntate que te preparo uno.

Los Molletes son muy populares en el Sur de la península, los genuinos proceden de Antequera, en Málaga, aunque son unos panes que se encuentran en muchos establecimientos, tanto de la comarca como de otras provincias andaluzas.
Te aseguro que todo el que los descubre, cae rendido a sus pies.
Es extremadamente tierno, muy blanco y sin corteza; no así de miga, que es mullida aunque sea un pan plano. Por estos motivos, están muy valorados en los desayunos y como parte de la merienda de los niños . . . y no tan niños, mis fieras se los zampan de dos en dos.

       



Su elaboración es bien sencilla, y como con todos los panes, tan solo tenemos que hacer un buen amasado, respetar el tiempo de levado y extremar especialmente el cuidado en el momento del horneado para no excedernos, ya que perderían su característica textura.

Parece ser que su procedencia es árabe, aunque no se tiene constancia escrita de ellos hasta el siglo XVIII, donde se le concede a un panadero antequerano {Manuel Esbrí 1775} la autorización para amasarlos junto al pan francés. Sigo pensando que el Pan de Pita es el primo más cercano.
El Mollete debe consumirse tostado para degustarlo en todo su esplendor. Hay quien prefiere hacerlo aún cerrado y después proceder a rellenarlo; otros en cambio prefieren abrir las dos mitades y tostarlas de esta forma.

Como no soy nada tiquismiquis, los dos métodos me gustan por igual.


       


Esta será la primera receta de Molletes en el blog, pero no la última. Me he dado cuenta que tengo guardada una saga de ellas, todas diferentes. Las iré publicando poco a poco.
Si no los conocéis, os aseguro que un desayuno donde estén presentes, alegran la mesa y espabilan al más pintado. Soy de las que me levanto hasta una hora antes con tal de desayunar tranquilamente. Y entre semana, suelo hacerlo, mientras leo por encima el periódico, y repaso la lista con todo el trabajo pendiente de la jornada. Casi siempre, los rellenos son salados, el dulce me llama más a la hora de la merienda.
Un buen hummus, un paté o queso . . con unas rodajas de tomate y me pongo las botas.
Pero vamos, que si eliges un relleno dulce, acertarás de lleno, porque lo soporta todo.

 La receta de hoy es de mi querida Elisa, {Que no te falte un perejil} un blog para tener en cuenta si quieres hacer cocina rica y variada. Con la seguridad que todo sale bien y que la persona que está detrás, además de saber de fogones, es una mujer maravillosa. Ella lo cuenta todo con alegría y desparpajo. Acostumbra a hacer unas entradas con una lógica aplastante y exponiendo  abiertamente su forma de pensar, siempre con un gran respeto por los demás.
Yo le tengo un cariño muy especial, y sé que el sentimiento es mutuo.

Y no me enrollo más, os dejo con la receta.


    

 - Mezclamos la leche y el agua y las templamos en el micro. Añadimos la levadura y esperamos cinco minutos.
-  Introducimos todos los ingredientes en la cubeta de la panificadora, primero los líquidos y después los ingredientes sólidos. Seleccionamos el programa amasado, que dura quince minutos.
- Si haces la masa a mano, sigue los mismos pasos, tardarás también unos quince minutos en tenerla preparada.
- Esperamos a que la masa doble volumen. Depende mucho de la temperatura, tardó una hora.



- Volcamos la masa sobre la mesa de trabajo y separamos las porciones, en mi caso de 75 grs.


- Estiramos con el rodillo, pero no hace falta aplastarlos muy finos para no desgasificar por completo.


- Preparamos un plato con harina, y vamos pasando los molletes por las dos caras para enharinarlos.


- Los dejamos sobre la bandeja del horno, hasta que han doblado volumen de nuevo.
- Precalentamos el horno a 200º durante quince minutos. Introducimos los molletes y horneamos entre diez y quince minutos a 180º. Tendrás que comprobarlo tocando el fondo del pan, que suene a hueco. Ya sabemos que cada horno es un mundo.


Y ahora a desayunar, merendar o cenar, pero no dejes de probarlos.

   

Eso es todo por hoy, nos vemos en unos días.
Hasta entonces se feliz, o al menos, inténtalo.

38 comentarios:

  1. Nuria querida... dices en tu entrada: "Te aseguro que todo el que los descubre, cae rendido a sus pies", esta afirmación es verdad 100%, pues mi marido hace casi 13 años que vive en España (él es argentino) y desde que los probó por primera vez en casa de mis padres, en Sevilla, se muere por una buena tostada de mollete cada mañana... jajaja. Es que están para morirse de buenos y calentitos con aceite y tomate son un pecado... Te han quedado geniales, yo ya les eché el ojo cuando los publicó Elisa y ahora con tus fotos... creo que no voy a tener más remedio que ponerme pronto a amasar... Besos guapa.

    ResponderEliminar
  2. Que preciosiad de molletes!!, y esa miga que tienen es que lo dice todo Nuria. Es super gratificante preparar pan en casa y si el resultado es como este, ni te cuento.

    Besiness guapa

    ResponderEliminar
  3. Que ricos!!! me encanta el pan de mollete y si es casero ni te cuento!!!!!
    Te han quedado perfectos.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Pues Elisa también ha publicado hoy unas pulguitas con tu nombre, a ver si entre las dos conseguís que me aficione a amasar pan cual molinera prodigiosa. Como maravillosos son esos molletes que hoy nos traes para poner los dientes largos a más de una, que nada tienen que envidiarles a los de Antequera; así tan tiernecitos apetecen un montón porque están buenísimos. A disfrutar!
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Holaaa Nuria, guapaaaa!!!!!!
    Espero que todo vaya bien!!!!
    Los molletes de sobresaliente :)
    Me chiflan, como me chiflaron cuando los hizo Elisa.
    Son unos panecillos DELICIOSOS, que como bien dices casan bien con todo, lo mismo con dulce que con salado y no dudo que se los coman de dos en dos, no hay más que ver la pintaza que tienen :D
    Un abrazo muyyyy cariñoso y feliz semana!!!

    ResponderEliminar
  6. Nuri me encantan los molletes, en casa cada vez que me pongo a hacerlos tocan platillos guapa, hay si los pillan a estas horas o para la merienda, te quedas sin ellos eehh!!! Te han quedado estupendos y que bonitos, es un gustazo ver estas fotos reina...Bess

    ResponderEliminar
  7. A mi me encantan tostaditos con mermelada y mantequilla.

    ResponderEliminar
  8. Mi niña pues ya que me mandas sentarme , acepto encantada porque hoy voy contrareloj y también porque es un gustazo dejarse llevar por tus indicaciones dónde siempre aprendo algo nuevo .... Ahora lo siguiente será probarlos , tú no te preocupes , puedes tostarlo como quieras y ponerle el relleno que más te guste que yo me lo comeré con sumo agrado jajajaja....
    Qué bien se está aquí sentada a tu vera 😉
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  9. Hola Nuria!, hace mucho no me pasaba por tu cocina, y es que entre ire y venires de los ajetreos diarios, el día se pasa volando y no alcanzas a visitar tantos lugares que quisieras ver siempre!, bueno pues acá estoy, :) nada como los panes hechos en casa y estos te han quedado para zamparselos con una buena mermelada, porque como lo dices aguantan tanto dulce como sal, también me disfruto el desayuno y comer con calma, es la comida más importante y la que nos aportará toda la energía para llevar el día a tope.!!

    besos y feliz semana!

    ResponderEliminar
  10. Molletes... de eso tengo mucho, alrededor de la cintura sobre todo, jajaja. Hija mía, de verdad, busca un local y empieza a vender tus panes que yo veo negocio ahí, que estás desaprovechada miamol, que todo esto vale pasta, jajaja. Bueno, en serio, volvemos a poner en marcha lo de los papeles que veo que salgo ganando. No me des ideas, el hummus está bien, pero un buen chorizo picantito qué me dices?
    Un besazo hermosa en todos tus molletes

    ResponderEliminar
  11. Si no lo veo, no lo creo!!!! Jajajajajaja!!!! Esto es para investigarlo!!!! Yo tus Pulguitas y tú mis molletes, quizás tendríamos que asociarnos y poner una panadería. Mira , ya lo veo, una panadería de esas coquetas y monísimas, con mesitas pequeñas para quien quiera tomar café con un buen pan, muy familiar...Nosotras allí entre masas, divinas, super monas y guapas, jajajaja!!
    Y ahora que ya se me ha roto el cántaro... Nuria, que ya está todo dicho, que te quiero un montón y que será por mucho tiempo, mil besos y achuchón muy grande!!!!

    ResponderEliminar
  12. Pero bueno, ¿os habéis puesto de acuerdo o qué, ja, ja? Vengo de ver a Elisa y tiene una receta tuya, y vengo a verte a ti, y veo una receta de ella, ¡¡y todas de pan!! ¡¡Y qué panes!! Pues que me habéis puesto los dientes largos, que me dan ganas de ponerme a amasar pan ahora mismo, je, je. Bueno, más que de amasar, de comérmelo, que me entran todas estas recetas por los ojos que no veas.
    Pues nada, yo también me los apunto, además, este verano me he propuesto hacer pan, con paciencia y tranquilamente, supongo que las temperaturas me ayudarán para que leven, ja, ja. Besitos.

    ResponderEliminar
  13. ¡Ooooooooh! Nuria si los de Antequera vieran tus molletes te fichaban para que les echaras una manita en las Islas, si es que por lo que veo te han quedado perfecto, cosa que por otro lado es natural, viniendo la receta de nuestra Elisa, y con la buena mano panadera que Dios te ha dado, estos molletes solo tienen un defecto,... Que les pongas un buen jamón de 5 J y me los mandes pa' atarlo, que digo yo que si no los pruebo, pues eso, ja, ja, ja, ja....
    ¡Ayomá! Mándame un par de ellos mi niña, jejeje...
    Besos y gracias a las dos por hacer cositas tan bien hechas.

    ResponderEliminar
  14. Holaaa, yo la primera vez que los tomé fue cuando llegamos a Grazalema hace años y para desayunar nos pedimos tostadas y nos las dieron de este pan. Me quedé pilladísima, miro a mi marido y le digo, y estos panes? pero si están crudos jajajjajaja, al probarlos nos miramos los dos diciendo al unísono, ummmmmmmm. Fue un momento único, no se me olvidará.
    He dicho mil veces de prepararlos pero luego como tantas cosas que quiero hacer y luego ahí quedan por los siglos de los siglos, tantas cosas pendientes!
    Te han quedado geniales, extraordinarios, y como yo tampoco soy tiquismiquis me da igual tostarlo cerrado que abierto porque he probado las dos maneras y me gustan las dos.
    Un besoooo

    ResponderEliminar
  15. Ooooooooooooooo, qué delicia de pan!! Estos no se quedan sin probar!!
    Un beso de las chicas de Cocinando con las Chachas

    ResponderEliminar
  16. Jooo, que envidia me das!! quien pillara uno para untarlo con tomatico y rellenarlo de un buen jamón...!! menuda cenita me preparaba yo...les tengo ganas...a ver si me centro un poquito, que estoy mu liá y me pongo con ellos, que me has hecho babear!! Bs.

    ResponderEliminar
  17. Ay Nuria con lo panera que soy yo. y mas si es echo casa y tienen la pinta que tienen tus panecillos, mira ya he cenado pero si pillo ahora uno me lo tomaba de postre, jajjaja, besotes

    ResponderEliminar
  18. Buenas noches querida Nuria. Acabo de comentar en el blog de Elisa y le he comentado que al ver la receta que habías publicado, sin venir a leerte, he pensado que eran sus molletes. Mira por dónde lo he acertado y ya sabía que ella había hecho tus pulguitas. Coincidencia preciosa y deliciosos panes. Tengo también recetas de molletes y nunca me he puesto a ello y no por falta de ganas.
    Los tuyos, perfectos y seguro que deliciosos.
    Ahora, tengo menos excusas.
    Muchos besos y mucha fuerza.

    ResponderEliminar
  19. Yo tampoco tengo manías, de las dos formas que muestras me lo comería, eso está de vicio...
    Me guardo la receta para a ver si me salen.
    Besazos

    ResponderEliminar
  20. Hola Nuria
    Qué pinta más buena tienen esos molletes. Me imagino lo ricos que estarían en el desayuno de mañana con mantequilla y mermelada y se me hace la boca agua... Con tu permiso me llevo un par :-)
    Un beso guapa

    ResponderEliminar
  21. como me gustan, por aqui siempre fue el pan para desayunar, y no soy andaluza, extremeña , me acuerdo de pequeña esos molletes con cualquier cosa , tostaditos, que buenos voy apuntar la receta y haber que tal, que hace mucho que no me pongo con el pan,el tiempo apremia y la verdad es que cada dia me da menos de si, buenisima pinta, pa desayunar pa cenar o como te gusten y si los tuestas en la leña que te voy a decir mi perdicion, gracias por el mollete, bessssssss

    ResponderEliminar
  22. Ahora mismo me guardo la receta. Me encantan los molletes, la primera vez que los probé fue en Ronda y guardo un rico recuerdo de esos desayunos, me encanta acompañarlos con jamoncito del güeno como dices tú. Te han quedado perfectos, los haré
    un beso y feliz día
    Sil

    ResponderEliminar
  23. Vaya quien pillara un mollete de eso para mi hamburguesa para la cena estaría fantástica. Ya se los vi a Elisa cuando los publico y me volvian loca y ahora tu me lo repites con esas fotos tan estupendas.
    Oye que opino lo mismo que mis amigas que montes una panadería que haces negocio fijo.
    Un besote mi niña

    ResponderEliminar
  24. Hola guapa!!! Si me preparas uno voy a por el:) que buenos están estos molletes, tan tiernos y ricos. Te han quedado genial.
    Besos
    Cocinando con Montse

    ResponderEliminar
  25. Hola Nuria, la receta de los molletes me la guardo que ya sabes lo panarra que soy y si tanto Elisa como tu lo hacéis y con tan buena pinta vamos que nI me lo pienso,ja,ja,ja. Ahora lo que hoy me ha alegrado el día ha sido el saber que has hecho los palitos y te los han quitado de las manos, mira que cuando he visto la foto que me has mandado he ido corriendo en busca de mi marido para enseñarsela, que alegría, porque ya sabes que para nosotras las bloggeras no hay mayor recompensa que hagan tu receta y guste como les gusto a los tuyos,muchas, muchas gracias eres un amor.
    Un besito enorme guapísima y feliz semana.

    ResponderEliminar
  26. Anda que encima que llego tarde me he parado a leer a nuestra Nuria y sus molletes yo los veo y subo al triple!! esto solo de verlo engorda , que peazo panecillos más requetebuenos , yo tampoco soy muy tikismikis pero fijate que yo soy más de miga cruje cruje que levamoacer si he llegao tarde al mundo de los panes y además con exigencias.. anda dame una patá que me la merezco que mira que hora es!!

    Im besito peti flor , ya te contaré con tiempo que ma pasao
    nagrave .. tranquila

    ResponderEliminar
  27. mierda se me borró el comentario jaaja decía que creo que te los voy a copiar porque se ven fantásticos, y veo que dices que aunque no tenga la panificadora lo puedo hacer a mano así que genial. Los molletes yo no los he probado en la vida que te parece? por eso tengo que poner remedio.jaajaun beso fortíiiisimo y mil gracias por tus palabras de cariño siempre en mi blog, eres un cielo :)

    ResponderEliminar
  28. Ohh Nuria como me gustan los molletes, como tu dices para dulce o salado, pero ... discrepo contigo en una cosa, jajajaja, verás yo soy muy remolona, y me gusta mucho la cama, así que nunca o casi nunca desayuno, y se que esto no es bueno ya que el desayuno es la comida más importante del día, pero soy incapaz de madrugar para desayunar, ahora que no trabajo y me levanto un poco más tarde, pues si suelo desayunar, pero cuando trabajaba y madrugaba nuncaaaaa jamás.

    No he hecho nunca molletes en casa, y mira que nos gustan, pero siempre los he comprado, así que ... el próximo día que vayamos a cenar molletes me animaré a seguir tu receta, eso si, sin panificadora que no tengo.

    Besotes guapa

    ResponderEliminar
  29. Estos son los míos Nuria, ya deja de ser tan remolona y manda el tupper, jeje, me encanta este pan, me gusta porque practicamente no tiene corteza y es todo miga, yo es que soy de moya, jeje. Te han quedado geniales, me gusrdo tu receta para ver si me lanzo y los hago, se ven muy ricos.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  30. Estoy en el cielo!! Tus molletes son gloria bendita y te haré la ola eternamente ¡te han quedado mejores que los auténticos! claro que con la receta de Elisa y tus manos de experta panadera sólo pueden salir maravillas (lo que no me explico es cómo se me pasó su publicación, misterios del universo...) Mi padre siempre nos contaba la diferencia tan grande de sabor con los que él tomaba de joven, yo entonces no lo entendía pero ahora ¡me pirro por un buen mollete! alguna veces lo hago en casa pero tan de tarde en tarde que ya ni me acuerdo, mejor me llevo enmarcada ésta para disfrutarla como una enana :)
    Muchos besos!!

    ResponderEliminar
  31. ¡¡¡Fantásticos!!! ¡para derretirse! ¡Es que sois increíbles de buenas! como los molletes o más, jjjj.
    Son mi mejor desayuno, prefiero ponerles aceite de oliva y unos granitos de sal, para mí una subida (en teleférico) al cielo para coger paciencia para el día, la necesito a sacos. Muchos besos apreciada amiga.

    ResponderEliminar
  32. Ains me faltan horas en el dia para poder hacer todo lo que os veo yo tambien los tengo en pendientes desde que se los vi a Elisa .
    Te han quedado de relujo no lo siguiente y seguro estan deliciosos , pena de no poder llevarme uno para la cena.
    Como siempre receta y fotos del paso a paso son de 20 points.
    Bicos mil potita miaaaa.

    ResponderEliminar
  33. Yo en versiones de panes, tampoco era nada tiquismiquis Reina Guanche, me valían de todas formas, siempre que fueran buenos, claro está... ocurre que un buen día a un iluminado se el ocurrió recetarme una dieta sin gluten, con lo cual la cosa se ha reducido considerablemente, aunque sigo haciendo pan y divirtiéndome mezclando harinas... he descubierto que me gusta tanto hacerlo como comerlo!
    Ese cestito está para marcharse con el... te han quedado como siempre, maravillosos... claro que tu eres una experta y además has bebido en buena fuente.
    Biquiños sonoros mi Reina

    ResponderEliminar
  34. Que pinta Núria!!! si los ve mi hijo que es un panarra incorregible, no te deja ni uno!!! me llevo la receta, que mi niño va a alucinar!!! Besitos.

    besosdecanelaymenta

    ResponderEliminar
  35. Hola Nuria¡¡¡ Pero cuánto tiempo hacía que no venia yo también a verte, madre mia (me da verguenza), pero es que esta receta de molletes me has dado de pleno. En casa, cuando hacemos el dia burguer, es con éste pan (que compro en Consum congelado) con el que triunfo. Así que me guardo la receta para cuando tenga que hacerlo casero porque tiene que estar exquisito. Dandole forma redonda es ideal para las hamburguesas. Una receta de 10. Un besote ¡¡¡

    ResponderEliminar
  36. Te han quedado estupendos Nuria! que ricos están rellenos, y que bien lo explicas, estupenda receta. yo ando como tu cuando saco tiempo vuelvo a retomar el blog, la cosa es hacerlo cuando se puede y con ganas como es el caso.

    Un abrazo ^-^

    ResponderEliminar
  37. Aunque un poquito tarde querida amiga, vengo a ver este maravilloso pan, por que seria un pecado de los grandes estar toda mi vida rodeada de panes y no darte mi humilde opinion que por supuesto es decirte que hace unos años los tome en la mismisima antequera, y estos tuyos le supera con creces es la pura verdad te han quedado perfectos , y con esa miga que es una bendicion, sin nada sw corteza que es como son los autenticos, como siempre te digo eres un Angel en la cocina. Mil besicos preciosa PANADREA

    ResponderEliminar
  38. Yo lo desayuno adiario con jamon tomates y aceite rico rico

    ResponderEliminar


¿Qué es lo mejor de este Blog? Sin duda, tu comentario.
Para cualquier consulta o duda, escribe al correo: elcuadernoderecetas@gmail.com
Ahhhh, y muchísimas gracias por tomarte tu tiempo, hoy en día a todos nos falta siempre un poco ¿verdad?